Vida y obras de sir Alex Ferguson (I/III)

Por Juan Carlos Cabrera Pons

I can’t believe it. I can’t believe it. Football; bloody hell.

ferguson 3

Varias fuentes ya lo intuían. Gurús y profetas alrededor del mundo decían poseer información confiable al respecto. A mí me lo dijo Martin Ebehart, un profesor de antropología de la sexualidad de mi facultad. Me lo dijo hace tres meses con su notable acento alemán, acento que mantiene con sinceridad pese a sus 20 años y dos matrimonios fallidos en nuestro país: “Ferguson se retira este año”.

El dr. Ebehart, fanático del Hanover 96, equipo de su ciudad natal, es uno de lo más profundos aficionados al fútbol que he conocido en mi vida. Hace dos años, cuando mi horario era más accesible, junto con él y mi padre realizamos la labor maratónica de asistir a todos los partidos de visitante de los Jaguares de Chiapas. Maratónica, digo, si bien nuestra liga es breve, porque el viaje lo hace a uno extrañar el Víctor Manuel Reyna, uno de los estadios más amistosos de México, y porque no todos los partidos que se juegan en este país se juegan con la velocidad y verticalidad con la que le gustaba a sir Alex Ferguson que jugara su ya histórico Manchester United.

Eso nunca le importó a Ebehart. Ese hombre vive el fútbol de una manera que pocos son capaces, ya no de comprender, sino de compartir. Era impresionante verlo levantarse con sus dos metros de altura y su piel blanquísima a gritar en su notorio acento extranjero mientras el resto del público permanecíamos en silencio. Su pasión desenfrenada, sin embargo, contrasta con la frialdad de los datos que maneja de memoria. Me atrevo a decir que conoce la procedencia e historia de todos los jugadores de la liga mexicana. No hay nombre que se escape a su amplio repertorio de datos. Poco le importan las grandes ligas europeas, pero la información que maneja es siempre certera. Por eso cuando me dijo que el sir escocés dejaría el mando del Manchester United tras 26 años de devota dedicación, no pude sino creerle.

El 8 de este mes se hizo oficial la noticia y el domingo 12 dirigió por última vez a los Red Devils en Old Trafford. El resultado fue una victoria por 2-1 contra la escuadra galesa del Swansea City. El escocés es uno de los directores técnicos más exitosos en la historia del fútbol profesional y muchos comienzan ya ponerle el epíteto del mejor. Yo le dije al dr. Ebehart que quizá el mejor mejor no era, pero que nadie tendría derecho de tachar de loco a quien lo mencionara entre Helenio Eherrera, Rinus Michels y Giovanni Trapattoni. “De todas formas —me dijo él— ahora que su carrera ha terminado, la tipología del fútbol o alguna de las ramas de tu estética del fútbol deberá realizar esa tarea”, y sonrió.

Ferguson debutó a los 16 años como delantero del Queen’s Park. Dicen que al recordar aquel partido hablaba de él como un infierno. Sin embargo, anotó el único gol de los suyos en la derrota 2-1 contra el Stranraer. Esa temporada anotó otros 20  en tan sólo 31 partidos , pero no alcanzó un lugar seguro como titular, por lo que en 1960 fue transferido al St. Johnstone. Su carrera como jugador fue difusa (dicen que incluso pensó en dejar Escocia probarse para la liga canadiense), hasta que anotó un famoso hat-trick contra los Rangers de Glasgow, dándole una sorpresiva victoria a su equipo. Fue contratado por el Dunfermline en 1964 y encontró ahí un lugar seguro y constante como delantero.

“El Dunfermline llegó a la final de la copa escocesa ese año —me dijo mi colega de Hannover—, pero como Ferguson no quiso anotar contra su antiguo equipo, St. Johnstone, en un partido previo, no lo quisieron poner para la final, que perdieron 3-2 contra el Celtic”. Investigando estos datos, más por curiosidad que por dudar de las palabras del dr. Eberhart, que comprobé ser ciertas, descubrí que en la temporada del 65-66, sir Alex anotó 45 goles en 51 partidos y compartió el título de campeón de goleo con Joe McBride. La historia está ciertamente plagada de bellas coincidencias. Y de otras no tan bellas: fue contratado por el Rangers y esta vez sí que jugó la final de la copa, el clásico contra el Celtic. Poca suerte tuvo en esas dos finales, y en ésta lo culparon del gol que anotó el capitán de sus rivales, Billy McNeill. Tras la derrota, fue obligado ha jugar con los juveniles.

Alex Ferguson Rangers Glasgow

Lo quiso contratar el Nottingham Forest, pero a su esposa no le agradó la idea de mudarse a Inglaterra, así que, tras una breve estancia en el en el Falkirk, terminó su carrera como jugador en el Ayr United.

Llegó a la escuadra manchesteresa como director técnico en 1986, después de haber dirigido al East Stirlingshire, al St. Mirren y al Aberdeen. Con este último ganó la Recopa de Europa con una increíble victoria de 2-1 sobre los gigantes españoles del Real Madrid el 11 de mayo de 1983. De ese torneo, sigue siendo famoso su triunfo en cuartos de final contra el Bayern de Múnich. Me dijo mi colega alemán que sabía de buenas fuentes que ese año lo buscaron los Rangers, el Arsenal y el Tottenham Hotspur, pero que el futuro sir quiso quedarse con su legendario Aberdeen.

El 85-86 fue una de sus peores temporadas como entrenador, pero le valió para que el Manchester United se hiciera de sus servicios. Los de Manchester estaban en pésima forma. Antes de su llegada, habían alcanzado el puesto 21 de una liga formada por 22 equipos. Confesó tiempo después que el alcoholismo y la mala condición física de muchos de los jugadores de aquel equipo fueron su mayor preocupación durante el primer año. Recuerdo haberlo oído decir en una entrevista hace no mucho que el secreto de su éxito era alimentar a sus jugadores con pescado y tostadas con miel. Pues bien, bajo su mando el Manchester United renació y alcanzó el décimo primer lugar de la liga. Yo mismo he tomado su consejo y, antes de cada partido de los Marxistas Heterodoxos de la Maestría en Estudios Culturales, me encargó de comer un buen filete de pescado y dos panes tostados con miel. He dado algunas de mis mejores asistencias desde el medio campo gracias a esa receta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s